Comparto este comunicado de Jorge Valverde (MOVERSE)

Tal dia como hoy hace 4 años tuvimos un encuentro con el entonces Sec. Ejecutivo de la MUD Dr. Ramón Guillermo Aveledo formalizamos el ingreso de nuestro partido MOVERSE a la MUD y de inmediato nos incorporamos a la campaña presidencial Capriles Vs Chavez. En tan criticada mesa tuvimos un puesto con voz y participabamos semanalmente en las reuniones del comite ampliado de la MUD donde se discutían y decidían todo lo que hemos vivido en los últimos 4 años. Hoy estamos a punto de desaparecer como Partido Político por dos vias (o nos agarra el chingo o nos agarra el sin nariz) 1) Via TSJ-CNE con la eliminación de los partidos via ley o en la legitimación de los partidos via CNE y sus requisitos inalcanzables y 2) Via MUD quién introdujo una ley aprobada ya en primera discusión en la AN donde solo los partidos con Diputados principales no se tengan que relegitimar pero si los partidos con diputados suplentes o no (y aquí nos caería el CNE con sus requisitos imposibles de cumplir) y no contentos con eso en los próximps dias la MUD va a presentar la propuesta de reforma organizativa de la misma donde solo pertenecerán a dicho ente político unitario los partidos con diputados principales. Tanto el TSJ-CNE-MUD borran de un plumazo a las minorías, incluso partidos con diputados suplentes, entre 12 y 15 partidos que llevan mas que nosotros en la lucha política oposicionista a este régimen, trabajando por la Unidad, defendiendola en sus horas mas bajas y de mayor crítica, incluso sacrificando nuestras tarjetas para resaltar la Unidad y la tarjeta única y ahora quieren desechar sin un gramo de conciencia del daño al sistema político venezolano, a la lucha de la oposición a los partidos políticos minoritarios y a un ejercito de militantes que el dia de las elecciones se restea en las mesas y en los centros de votación para defender los votos de la Unidad, porque está formado en muchos procesos electorales para hacer eso, que conoce los procedimientos, que se enfrenta a un sargento o a un teniente o al arbitrario funcionario del CNE, a los colectivos y demás malandros que quieren jugar con el sagrado acto de votación o la voluntad popular. Seguiremos votando oposición pero sin incentivos reales para la defensa del mismo. 

Peligroso que desde la AN-MUD no se rescate la representación proporcional de las minorías sino que se profundice en tan criticado modelo chavista de concentración y centralización del poder. Les recuerdo que la exclusión origina cambios y estos no siempre apuntan a donde mas lo desean quienes mas lo provocan o aquellos que los luchan. 

Seguiremos trabajando hasta el último dia que legalmente existamos como organización política. Nuestros jefes regionales ya no solo preocupados con buscarse la papita, luchar contra el gobierno, por el revocatorio, por las elecciones de gobernadores (alguién se acuerda que deben ser este año?) Y ahora también contra la MUD? Diría una colega politóloga: #NMJ
Jorge Valverde

Coordinador Nacional

MOVERSE
Caracas 4 de Junio, 2016

Deja un comentario

Archivado bajo Política

Studying for Comps? Here are Three Approaches to Try Based on Learning Style

Reblogged on WordPress.com

Source: Studying for Comps? Here are Three Approaches to Try Based on Learning Style

Deja un comentario

Archivado bajo Política

¿No tenemos miedo?

Que haya competencia política no es malo, eso es lo natural en los sistemas políticos democráticos, es lo propio del pluralismo. Nuestro problema es la mala memoria y la apropiación mental de la estructura autoritaria del chavismo. Tenemos más de quince años conviviendo con un modelo político en el que está ausente la competencia, el debate y la confrontación de ideas. Por eso, en las actuales circunstancias, en la Oposición hay voces que muestran preocupación por el pulso entre Ramos Allup y Borges. Es posible que se olviden que cuando había democracia la lucha política implicaba una medición interna de fuerzas intra-partidos (sin entrar a juzgar la naturaleza de la lucha). Estamos desacostumbrados a la competencia, hay micho temor a equivocarse, por eso se evita el debate y la confrontación de ideas. Hasta los “intelectuales” optan por el silencio y en el peor de los casos, prescriben el silencio como un antídoto al pensamiento crítico. En Política no se vale criticar solo al adversario, hay que comenzar por uno mismo. Es una enorme muestra de debilidad creer que evadir nos hace más fuertes.
No debería preocuparnos que haya competencia para presidir la Asamblea Nacional, en la MUD, a diferencia del chavismo, hay diversos partidos políticos con sus propios liderazgos, lo que ocurra será la consecuencia de un proceso de negociación y acuerdos que es lo que sucede en las democracias, es lo normal.
Hay que desaprender ese modelo de toma de decisiones autoritario que fue asimilado por sectores de la oposición. No hay que temerle a la competencia y al debate, eso es lo que fortalece la cultura política. Hay que madurar.

Deja un comentario

Archivado bajo Política

Argentina y Venezuela: one down, one to go…

Los resultados de las elecciones presidenciales argentinas por supuesto que no influirán directamente sobre las parlamentarias venezolanas, coincido con lo dicho por Luis Vicente León en su cuenta de Twitter (@luisvicenteleon), sin embargo es importante mirar el contexto del bloque regional populista para entender que con un mayor debilitamiento de éstos gobiernos, las acciones que violen el ordenamiento constitucional tendrán menos apoyos.
En mi opinión, la comunidad internacional no había estado engañada con las “caretas” del régimen venezolano, en realidad se trataba más de la postura pragmática de gobiernos que en atención a los resultados electorales reconocen la voluntad de los ciudadanos, contrario a lo que algunos sectores de la oposición opinan, creo que Chávez ganó todas las elecciones [con abuso y ventajismo, pero las ganó], de manera que hay que diferenciar a un régimen político que fue construyendo una institucionalidad a su medida y que aún así contó con apoyo popular.
Ahora bien, en la consolidación de los apoyos regionales al proyecto político de Hugo Chávez, confluyeron no solamente los aliados ideológicos del Foro de Sao Paulo, sino además otros socios comerciales con intereses en la abundancia de petrodólares con la que contó Chávez en un principio, pero que Nicolás Maduro ha visto disminuir aceleradamente. Este panorama de deterioro político en el bloque populista latinoamericano debe verse en su conjunto: gobiernos que aumentaron el gasto social, confiados en que los commodities se mantendrían en los niveles que les permitirían seguir contando con los apoyos de los sectores populares, sin la necesidad de estimular el crecimiento económico por las diferencias ideológicas con el modelo de libre mercado, pero fortaleciendo el rol del Estado como actor económico fundamental, limitando seriamente las capacidades de actores privados.
En el caso venezolano, el deterioro del gobierno de Maduro responde a las políticas emprendidas por su predecesor, quien construyó una nueva institucionalidad para darle curso a su proyecto político, lo que genera expectativas en relación a los resultados de las próximas elecciones parlamentarias; mientras que en el  caso argentino, Macri llega a la presidencia con la promesa de corregir las distorsiones creadas por la conducción política del kirchnerismo, comprometiéndose a revertir las medidas políticas erradas del gobierno saliente. Son dos escenarios que si bien difieren en la rama del poder público a la que representan (Legislativo y Ejecutivo), reflejan una ruptura en el comportamiento político que ha caracterizado a la región en la última década.
Loa resultados electorales de la Argentina deben no solamente inspirar a quienes creemos que las sociedades democráticas pueden dirimir sus diferencias de manera pacífica y civilizada, sino además servir de alerta para aquellos que creen que cuando la voluntad del electorado los abandona pueden retener el poder a través de la violencia. Esperemos que los argentinos puedan emprender el camino de la recuperación y la reconciliación. Felicitaciones para todos.

Deja un comentario

Archivado bajo Política

El Perdón

No voy a hablar de autoyuda, tampoco de teología, no pretendo hacer un tratado sobre la dimensión filosófica del perdón, pero sí me interesa reflexionar sobre dónde se inscribe mi opinión en lo que concierne a la moral, la justicia, la venganza y el desagravio.

La mentira constituye una ofensa contra los principios y valores fundamentales de una sociedad y para algunos sistemas morales, representa la base de su doctrina ética. La noción del perdón implica que le antecede un juicio y que habiendo reconocido la falta ha dado lugar al desagravio.

Evitando todo deseo de cobrar venganza, el perdón no debe pretender minimizar la culpa, sino dar espacio para la posibilidad de la enmienda, que también tiene sus matices: no es lo mismo que un niño en el kinder pida perdón por haber golpeado a un compañerito, a que lo pida un asesino a los familiares de su víctima.
El perdón no implica tanto aceptar a quien ha cometido la falta, como que quien haya cometido la falta efectivamente reconozca su error y las consecuencias del mismo. Confundir el perdón con aceptación acarrea graves riesgos, porque puede dar lugar a que la impunidad se fortalezca como un valor social.

Todo este debate mental viene a colación por la efervescencia provocada en la opinión pública con la confesión del Fiscal Nieves  en el caso contra Leopoldo López, Christian Holdack, Marco Coello, Demian Martin y Ángel González.

La discusión ha sido incesante, y en las redes sociales se habla más del tema del fiscal que de las venideras elecciones parlamentarias. Todos los días se divulgan nuevos “detalles” en una especie de crónica por entregas, que si bien aporta información (ese es parte del argumento), no deja de dar la sensación de un interminable deja vu.

Como a muchos, lo del fiscal no me sorprende, no necesitaba de su confesión para saber que la acusación y el jucio contra López y los estudiantes eran un   montaje del gobierno. Por ese lado no hay sorpresa, solo una confirmación. Más revelador fue el reportaje de la Unidad de Investigación de Últimas Noticias que descubrió lo verdaderamente ocurrido el 12F y que el propio Nieves cita.

La discusión, en mi opinión, no puede centrarse en la condición moral (si actúa desde el bien o el mal) del fiscal, porque de entrada quedaría inhabilitado el mismo fiscal al calificar su propia actuación revelando cómo construyeron un expediente a partir de la falsificación de los hechos.

Es el  propio fiscal quien alega temor de sus superiores como argumento para no haberse negado a cometer fraude o no haber advertido el mismo antes de la sentencia. No hay bondad, en todo caso lo que hay es miedo a una muy lógica represalia, considerando el antecedente del caso Afiuni.

El fiscal huye del país con destino a la única nación cuyo gobierno ha promovido sanciones contra aquellos funcionarios que han cometido violaciones a los DD.HH. en procura de protección a cambio de la divulgación de información (alega ser portador de documentos de carácter probatorio), según se desprende de sus múltiples declaraciones.

De todo este episodio paso a destacar varios aspectos:

• El Fiscal tomó la decisión de abandonar el país para poder confesar los crímenes que el Estado, y él como su ejecutor, cometieron en contra de López, Holdack, Coello, Martin y González.

• El Fiscal no solo ha reconocido la naturaleza de las faltas sino su responsabilidad en las mismas. El fiscal se muestra arrepentido, según sus propias palabras, y explica la imposibilidad de  evitar el resultado temido por todos, la condena de los falsamente acusados.

• La utilidad de la información aportada por el fiscal no puede ser opacada por la necesidad de argumentar las causas que motivan su difusión; aquí hay una confusión enorme entre querer justificar su decisión de “hablar” y aprovechar lo que dice sin tener que convertirlo en un prócer, ya bastante tenemos de martirologio en Venezuela.

• El cambio en Venezuela necesita de todos los venezolanos, incluidos los chavistas, pero comparar al Fiscal Nieves, por ejemplo, con Massiel Pacheco, sería de lo más injusto, porque no se trata de  cerrarle las puertas a quien se ha arrepentido. Es que lejos de la venganza, hay algo mucho peor: la impunidad y en nada contribuye convertir a Nieves en un héroe, cuando solo trata de salvar su vida al reconocer que podría ser objeto de represalias, mientras que la de otros ha sido destruida.

• Es muy grave que el mensaje que se esté intentando enviar sea el de permisividad ante la violación de los DD.HH. de otros, logrando la protección de los propios a cambio de información. Cosa que no es del todo cierta, porque si Ud. revisa la forma I-589 (http://www.uscis.gov/humanitarian/refugees-asylum/asylum) entenderá que el Fiscal Nieves no puede ser sujeto de protección por persecución política porque por sus declaraciones él califica como perseguidor. De lo contrario, habría que esperar mayor flujo de funcionarios del gobierno venezolano viajando a EE.UU. con esa misma pretensión.

• La sociedad venezolana no necesita pruebas de los atropellos que el gobierno ha cometido y sigue cometiendo porque los sufre cotidianamente; lo que requiere es de JUSTICIA, que lejos de buscar venganza, representa una oportunidad para resarcir a quienes han sido víctimas del gobierno y de sus crimenes.  

No creo que se trate de abrirle los brazos a quienes han sido ejecutores de los abusos y los atropellos del régimen; a quienes realmente debemos convocar es a los que siguen siendo abusados y atropellados por el régimen chavista y que continuan creyendo en él. Ese debe ser nuestro apostolado, en lugar de gastar tantas energías en un hecho aislado que será manipulado por el régimen para explotar la naturaleza traidora del fiscal. Así será más difícil atraer al chavismo defraudado, si los héroes son los que fueron verdugos. 

Si hay héroes son los montones de hombres y mujeres como Massiel que siendo chavistas han sido víctimas de la ruindad del regimen. Que las puertas se abran de par en par para aquellos que habiendo sido defraudados merecen creer que es posible la reconstrucción del país.

Deja un comentario

Archivado bajo Política